Fundación Foro Costa Atlántica

Puedes escribir una palabra y esperar los resultados o simplemente dar clic en el boton «enter»

Suscríbete a nuestros boletínes

    Clic aquí para ver nuestra política de tratamiento de datos

    Ir a la sección de contacto completa

    Inicio Foro Opina Los retos para la participación de la Mujer Montemariana

    Los retos para la participación de la Mujer Montemariana

    por Foro Nacional Costa Atlántica
    Publicado: Últimas actualizaciones en: 4 vistas

    En el marco del programa Juntos por la Transparencia, se propició una reunión de importantes lideresas de los municipios de San Onofre, El Carmen de Bolívar y Ovejas, la cual fue una oportunidad de encuentro para que las mujeres pudieran conversar acerca de sus procesos de incidencia, los avances y dificultades en la construcción de políticas públicas, y su reconocimiento como actores influyentes en la toma de decisiones en la subregión. 

    Son múltiples los retos que persisten todavía para la participación y la inclusión verdadera de las mujeres en las instancias de participación y los espacios de toma de decisión, sin embargo, aquí resumimos los que recogimos durante este espacio.

    De lo privado a lo público:

    “Si no hay igualdad desde la casa, no hay igualdad en lo público”, fue una de las consignas repetidas con insistencia. A través de la historia se ha construido un mito sobre la ausencia de interés de las mujeres para participar en la política, pero que no es más que eso: un mito. Un mito y una excusa muchas veces repetida para excluir sistemáticamente a las mujeres de espacios de representación.

    En ocasiones incluso, como resaltaron las lideresas asistentes, instancias que fueron creadas exclusivamente para las mujeres son ocupadas mayoritariamente por hombres que desconocen de las realidades que viven las mujeres todos los días. “Usan la excusa de que las mujeres asistimos poco a los espacios, pero ignoran todos los esfuerzos que tenemos que hacer muchas mujeres: Para ir a una reunión, nos vemos obligadas a despertarnos a las 4 de la mañana, dejar listo el almuerzo, y todas las labores del hogar. Todo este trabajo extra recae sobre nosotras y nadie nos lo reconoce”, resaltó una lideresa.

    Otra arista del problema son los retos que persisten para que las mujeres tengan verdaderos mecanismos para realizar las denuncias sobre violencia de género que viven a diario en la subregión. Existe, también, una naturalización de la violencia que hace difícil que muchas mujeres alcen la voz y denuncien a su agresor. Este problema supera el ámbito privado y debe ser también entendido y reconocido como algo a ser resuelto desde políticas públicas, es decir, desde la lucha política colectiva.

    Lo expresado por las mujeres montemarianas se ve reflejado también en las estadísticas presentadas por las autoridades a nivel nacional. Según el Registro Único de Víctimas a corte del 31 de marzo de 2021, se reportaron 1.857 mujeres víctimas de violencia sexual, 315 mujeres víctimas de homicidio y 7.658 víctimas indirectas, 60 mujeres víctimas de desaparición forzada y 1.367 víctimas indirectas de esta violación a los derechos humanos (Corporación Humanas, 2021). [FFCA1] 

    Si se analiza la situación de los Montes de María, según el informe de la organización El Movimiento por La Paz llamado “Cicatrices de la guerra en las colombianas”, de las 17.285 personas registradas como víctimas de violencia sexual en la Unidad de Víctimas (hasta el año 2016), el 90% son mujeres. Solamente para la región de los Montes de María, se presentaron 1.378 registros, una preocupante cifra. El conflicto armado, sin duda, ha exacerbado la grave situación en la que se encuentran las mujeres.

    La utilización de las mujeres en la política

    “Las mujeres caemos facilito en cualquier tipo de violencia”, recalcó una participante. Aunque es evidente el aumento de la participación de las mujeres en distintos ámbitos, todavía persisten problemas para que las mujeres de las bases den el salto a ocupar cargos con poder de decisión. Lo anterior, claro, a diferencia de las mujeres que han heredado poder o que son apoyadas por partidos tradicionales.

    En muchas ocasiones, las mujeres ocupan las listas solamente para cumplir el requisito legal, y son instrumentalizadas en las campañas de políticos que desde el inicio se sabe son los que ocuparán los altos cargos. Todo esto se hace peor cuando existe la presencia de actores al margen de la ley, y de poderosos políticos que no tienen verdadero interés en que otras personas ocupen los puestos que ellos no quieren soltar.

    En San Onofre, en donde se están desarrollando esfuerzos para la construcción de la política pública de mujer y género, falta también la inclusión de un grupo más grande y más diverso de mujeres. Por otro lado, en Ovejas, las mujeres no tienen representatividad en el Concejo, y esto sin tener en cuenta que son en muchos casos las mujeres jóvenes las que están pujando por ocupar espacios, y que muchas veces no se sienten representadas como jóvenes y mujeres.

    Lo anterior se complementa con los resultados de las elecciones municipales. Como se evidencia en el Informe Violencia contra las Mujeres y Derechos Humanos en los Montes de María (2021) a nivel nacional, 11% de las alcaldías las ocupan mujeres.

    “En Sucre, de 26 municipios, 5 eligieron a una mujer como alcaldesa, incluyendo Chalán, Los Palmitos y Toluviejo; y en Bolívar fueron elegidas en total 5 alcaldesas, frente a 41 alcaldes. De los municipios bolivarenses pertenecientes a Montes de María, sólo en María la Baja fue elegida una mujer. En Colosó, El Carmen de Bolívar, Ovejas, Palmito y San Jacinto hubo al menos una candidata para la alcaldía, mientras que en los demás municipios montemarianos no hubo ninguna” (Corporación Humanas, 2021).

    En la subregión, como expresaron las lideresas, todavía persisten enormes dificultades para la participación política y ciudadana de las mujeres. Estas dificultades se exacerban para aquellas mujeres que además se encuentran en situación de pobreza, que se encuentran en zonas rurales, que son racializadas, y que son víctimas del conflicto armado. Un enfoque que tenga en cuenta todas estas variables es esencial para contribuir a que las mujeres puedan cada vez mas ocupar más posiciones de toma de decisión.

    La invisibilización del papel de las mujeres:

    El papel de las mujeres es muchas veces invisibilizado sin tener en cuenta su importancia en muchos campos laborales, como por ejemplo su peso en las labores del campo y la comercialización de productos agrícolas. “En las zonas rurales gran parte de la economía se sostiene gracias a las mujeres que comercializan los alimentos”, recalcó una lideresa. Esto muchas veces se deja por fuera de la agenda pública, olvidando las condiciones adversas en las que trabajan las mujeres y que podrían mejorarse si estas tuvieran mejor infraestructura para llevar a cabo sus actividades.

    Igualmente, los esfuerzos que hacen muchas mujeres para acceder a estudios superiores no se ven en todos los casos recompensados. El desempleo femenino es un problema del que poco se discute también y que no ha hecho parte fundamental del debate ciudadano. “Han fallecido ya dos mujeres por cáncer de cuello uterino, y muchas han manifestado que son sus condiciones laborales las que a largo plazo termina afectando su salud”, manifestó una lideresa. Esto se complementa con las cifras del DANE sobre la participación económica de las mujeres, las cuales en Bolívar, la tasa global de participación fue de 46% para las mujeres y 72,1% para los hombres y para el departamento de Sucre fue de 47,6% para las mujeres y 73,5% para hombres (DANE citado en Corporación Humanas, 2021)

    Hace falta un enfoque de género en las políticas de salud, de empleo y de educación que pueda tener en cuenta las desigualdades históricas a las que se han visto enfrentadas las mujeres Montemarianas (y las mujeres colombianas en general).

    En la juntanza está la fuerza

    Esta lectura del panorama hecha por mujeres de los Montes de María nos permite concluir que en la situación de las mujeres en esta zona del país sigue siendo de urgente atención. El reconocimiento de la Mujer en lo público, la garantía a la participación política, Políticas Públicas con enfoque de Género son las temáticas que más se exige para la implementación de acciones de intervención para el avance en la consecución de sociedades paritarias. Es también un llamado desde la sociedad civil a las administraciones locales para la inclusión de enfoques diferenciales en el diseño de los planes de gobierno y a la incorporación de la voz de las mujeres en la toma de decisiones a través espacios para la participación ciudadana y diálogo público para la formulación de políticas más incluyentes y garantes.

    En conclusión, igual que la colcha de retazos tejida por las mujeres, que desde sus propias vivencias, historias, tradiciones y experiencias unieron sus esfuerzos para plasmar este símbolo de unión y juntanza, el mensaje de las mujeres es al trabajo mancomunado y a la lucha conjunta para la defensa y conquista de Derecho. En la juntanza está la fuerza.

    Referencias:

    Corporación Humanas (2021). Recuperado de https://www.humanas.org.co/violencias-contra-las-mujeres-y-ddhh-en-montes-de-maria/

    *”La información publicada no es información oficial del Gobierno de los Estados Unidos y no representa los puntos de vista ni las posiciones de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) o el Gobierno de los Estados Unidos”

    Relacionados

    Quiénes somos

    Foro Costa Atlántica busca el acercamiento entre la sociedad civil, la sociedad política y el Estado, en la mira de estimular la iniciativa ciudadana sobre materias de interés público y de esta forma garantizar la apertura de las entidades gubernamentales a la voz ciudadana, de manera que se consoliden las instituciones, los valores y las prácticas democráticas.

    Ubicaciones

    Últimos artículos

    ©2022 Foro Nacional Por Colombia

    Política de tratamiento de datos y cookies para mejorar la experiencia. Asumimos que estas de acuerdo pero puedes configurar las preferencias. Aceptar Leer más

    Política de tratamiento de datos y cookies